Gamestry, un ‘profesor’ particular para gamers

Si existen clases de refuerzo para matemáticas, idiomas o para preparar oposiciones, ¿por qué no iba a haber un nicho para ser mejor gamer? Así lo identificaron los hermanos Alejo y Guillermo Torrens, que se han lanzado a la aventura de emprender con Gamestry, una plataforma en streaming en la que, siguiendo consejos de gamers profesionales, progresar en videojuegos tan populares como League of Legends y Clash Royale.

“El proyecto arranca en julio de 2018 y el primer curso sale a finales de octubre del mismo año”, comenta Guillermo, consciente del éxito que Gamestry está teniendo dentro de la comunidad de jugadores. “Actualmente lanzamos dos cursos semanales, uno por cada juego, y en las próximas semanas incluiremos un tercer juego, lanzando un mínimo de tres cursos por semana”, afirma.

La dinámica es sencilla. Te registras en Gamestry y decides qué curso quieres contratar. Sus amenas ‘materias’ están impartidas por jugadores profesionales de la talla de Malcaide, WerlybMithy, entre muchos otros, que muestran en varios vídeos cómo conseguir diferentes progresos en los videojuegos. Una idea revolucionaria que a los hermanos Torrens se les ocurrió como respuesta a los ‘atascos’ que a veces suceden en los videojuegos y en los que no ves mejoría a pesar de dedicar tiempo a ellos.

El objetivo: el buen uso del videojuego

Gamestry surge como una plataforma didáctica con contenido de calidad para formar ‘mejores jugadores’. “Mejoramos la experiencia del gamer en el consumo de videojuegos porque el contenido de la plataforma está hecho por los mejores jugadores, producido por profesionales y estructurado para que se pueda encontrar fácilmente”, asegura Guillermo. Además, gracias a esta forma de ‘enseñar’ se puede corregir el juego impulsivo o evitar las frustraciones que pudieran llevar a un jugador a pasar demasiadas horas delante del videojuego porque no consigue su objetivo. Al final, en esta tarea educativa, el hecho de mejorar y comprobar que el progreso se lleva a buen puerto, redunda positivamente en el buen uso del videojuego, permitiendo mantener un carácter racionalidad dentro del gamer.

Cuando la pasión se convierte en profesión

Algo que ha llevado a este par de hermanos a encontrar una solución empresarial que tenga relación son su afición, ya que ambos son jugadores, y saben de primera mano cómo enfrentarse a situaciones así. Aunque antes de dar el salto con Gamestry, ambos tenían carreras ajenas al mundo del videojuego. Alejo ha aparcado temporalmente el mundo del Derecho, donde ejerció durante un par de años, del que luego saltaría a una empresa de una marca del sector outdoor. Algo parecido a lo que le ocurrió a Guillermo, que ya tenía algo más de formación dentro del sector, por haber sido Project manager en una consultoría informática. Muy ligados al mundo gamer, ambos hermanos han desempolvado una vocación divertida con la que ayudar a otros jugadores desde su propia empresa.

Para ello se nutren también del fenómeno streaming pero añadiéndole un punto de calidad diferenciadora. Son conscientes de  que el gamer actual recurre a Youtube y Twich como fuentes de información, pero desde Gamestry reivindican las diferencias, “aunque es mejor entenderlo como dos productos diferentes pero muy complementarios”, matiza Guillermo.

“La diferencia principal es que Youtube y Twitch están destinados al entretenimiento. Además cualquier personas puede hacer un streaming y la temática puede ser amplísima”, puntualiza. Una distinción radical a lo que ocurre con Gamestry, en la que se enseña a ser mejores jugadores de una forma ordenada, fácil de acceder y donde jugadores profesionales revelan sus métodos. Al final, como dice Guillermo, “lanzamos Gamestry basándonos en el sentido común porque la comunidad gamer es competitiva y le gusta ganar. Qué mejor manera de aprender que de un jugador profesional explique sus estrategias”.

“Qué mejor manera de aprender que de un jugador profesional explique sus estrategias”

Guillermo Torrens

Una disrupción que además tiene dos vertientes: la del gamer y la del ‘profesor’, porque las experiencias de ambos, además de satisfactorias, tienen que ser diferenciales. Eso lo explica Guillermo con un ejemplo fácilmente traducible, como otras plataformas de streaming. “Nuestros usuarios están acostumbrados a otros streamings, como Spotify o Netflix, con estándares de calidad elevados. Nuestro reto es ofrecer esa misma experiencia de usuario pero dentro de la industria del videojuego”, aclara.

“Hacemos que prime la calidad por encima de la cantidad, además tienen la posibilidad de valorar las clases que se cuelgan en la plataforma”, asegura. Un feedback que les permite seguir creciendo y analizar los éxitos del proyecto, que de momento encuentran una valoración de 4,7 sobre 5, demostrando esa buena línea. Así, de manera compartida, Gamestry rema en la misma dirección que sus ‘profesores’, a los que además se permite monetizar sus conocimientos de forma directa en un videojuego. “Además intervienen en el proceso de producción, y me consta que se sienten orgullosos de contribuir activamente a incrementar la calidad del contenido”, concluye Guillermo.

×

Newsletter

He leído y acepto la Política de privacidad y el Aviso Legal.

Uso de cookies

Este Sitio Web utiliza cookies para realizar el análisis de uso con el objetivo de mejorar su visita. Si continúa navegando, consideramos que acepta el uso. Puede obtener más información en el Aviso Legal.